sábado, 12 de septiembre de 2015

En la lucha


Danubio cayó por tercer fin de semana consecutivo y la preocupación comenzó a notarse en el vestuario del Parque Capurro. Si bien la situación no es la mejor, la directiva asumió un compromiso de respaldo con Jorge Castelli y su cuerpo técnico y los referentes le pusieron el pecho a las balas para poder encaminar una remontada en la próxima fecha ante Sud América.


Es difícil de asumirlo, pero me parece que los episodios ocurridos hoy terminaron condicionando el resultado. Por lo que me dijeron, en el primer gol la pelota no entró y luego el penal fue muy dudoso”, señaló Gonzalo Barreto en diálogo mano a mano con Opinar.

Muchos futbolistas prefirieron no brindar declaraciones, sin embargo el delantero se detuvo unos instantes para conversar con el portal tras la derrota por 2-1 ante Fénix.

Uno no quiere creer en la suerte, aunque parece que nos estuviera jugando en contra”, manifestó el exfutbolista de Lazio con cierta sensación de sorpresa.

En el segundo tiempo, cuando el local estaba arriba en el marcador, un gol suyo le puso suspenso a los minutos finales, pero el empate no llegó. “Dentro de todo, me parece que el funcionamiento fue bueno. Jugamos bastante bien, de repente nos faltó concretar algunas ocasiones. Así que tenemos que olvidarnos de esto y sacar la situación hacia adelante”, analizó.

Tras su gol, el hincha esbozó una sonrisa. Por un lado, recuperó la capacidad goleadora de un hijo de la casa, por otro no pudo deleitarse con otra anotación. “Estoy yendo de menos a más. Es fundamental moverme durante la mayor cantidad de minutos posibles y se me está dando. Además se me abrió el arco, algo que tenía en el debe”, declaró al respecto Barreto.

Quien por último a su vez indicó: “Ojalá que pueda seguir por este camino. Por dentro siento mucha alegría, pero no es lo mismo convertir cuando no se obtiene una victoria”.


@MathiRosello

No hay comentarios:

Publicar un comentario