viernes, 25 de septiembre de 2015

“Está bueno soñar en grande”


#ZonaNaranjaEnOpinar
Trouville encamina la última etapa de la preparación antes de su viaje a Mogi das Cruzes (Brasil) para disputar la primera fase de la Liga Sudamericana. A su vez, días más tarde debutará en la LUB ante Urunday Universitario. Álvaro Tito, entrenador de los de la Calle Chucarro palpitó el debut en la actividad oficial en la siguiente entrevista con Zona Naranja.


¿Cómo vienen los entrenamientos del equipo, tomando como referencia que este año van a encarar una doble competencia?

Con una buena preparación, mejorando de a poco. Por suerte tenemos la experiencia del año pasado, tenemos más trabajo con los muchachos, y eso es clave pensando en los dos torneos que vamos a enfrentar este año.

¿Vienen practicando hace tiempo?

Empezamos el 20 de julio con aquellos jugadores que estaban disponibles. En ese momento hicimos tareas de acondicionamiento y a medida que se fueron sumando las fichas fue cambiando el perfil de los trabajos. Cuando nos enteramos de los clubes a los que nos íbamos a enfrentar comenzamos a buscar información más profundamente y nos encontramos en ese proceso.

¿Qué le pareció hasta el momento la labor del grupo en las prácticas?

Hasta ahora buena. Me parece que los muchachos laburaron con mucha conciencia y de forma profesional. Con respecto a los partidos estamos yendo de menos a más. En el partido contra la selección de Chile encontramos un funcionamiento parecido al que pretendemos. En ese sentido de a poco nos fuimos conectando. Nos falta soltarnos, pero es lógico.

¿Tiene un sabor diferente el hecho de medirse ante un combinado nacional?

No lo sé. Primero hay que destacar que era un plantel sub 25, quizás sin los mejores jugadores, pero nos sirvió porque los dos jugamos en serio. Nos presentamos para ganar y que sea un motivo para la búsqueda de la mejoría.

¿Cómo ha visto a Pep Ortega?

Hace tiempo que tengo un buen concepto de él. Tiene un estilo bien europeo y siente una forma de jugar al básquet. Coopera mucho, así que me parece que nos puede servir un montón y –a su vez– nuestra característica lo puede beneficiar. Hace poco sufrió una tendinitis, que influyó negativamente en su preparación, aún así ya está entrenando para rendir en su máxima expresión.

Hablando de foráneos, va a contar nuevamente con Kevin Young. ¿Espera un rendimiento similar al de la última temporada?

Todos tenemos que elevar nuestro 100%. Kevin está en condiciones de hacerlo. Lo quisimos tener nuevamente, la directiva hizo un esfuerzo y es importante destacar que lo ha valorado. Estamos contentos en todo sentido con él.

¿Cuál es la idea de Trouville para la temporada 2015/2016?

Seguir mejorando. El techo se lo pone cada uno. Ojalá que el avance se note primero a nivel individual y luego en lo colectivo. Luego la competencia lo dirá. Todos los años son diferentes en lo táctico, en lo físico, en los resultados, etc. Depende de todos y de las energías que le pongamos.

¿La gente se puede ilusionar?

Y claro, todos lo hacemos. Está bueno soñar en grande, aunque es positivo hacerlo con humildad. No podemos caer en esa de decir que si lo hicimos el año pasado, lo vamos a conseguir de nuevo. Ese es el peor error que se puede cometer porque se podría pensar que con eso ya estaría. El plantel necesita ponerse en el overol para seguir construyendo nuestra identidad deportiva.

¿Cuánto ganó el equipo con la “incorporación” de Martín Aguilera?

Es un jugador muy importante, sin dudas. Tiene un rol definido, más allá de que pueda cumplir con varias tareas. Es muy fuerte defensivamente y desde ahí nos libera. Le tenemos que tener mucha paciencia porque recién está saliendo de una lesión, por ende debemos acompañarlo.

¿Con qué objetivos van a viajar a San Pablo?

Nuestra intención es dar lo máximo que podamos y tener un soporte, al momento de conocer a los rivales, cuáles son las nuevas tendencias, ideas, etc. Estamos procurando esas informaciones. Te repito, lo que más pretendo es que el plantel alcance un 100% en lo mental y lo basquetbolístico juguemos contra quien juguemos.

Para la mencionada competencia se sumaron Brian Craig y Marcus Eliott. ¿Por qué la elección de esos nombres?

A pesar de que en su momento se valoró la posibilidad de traer a otras fichas, la decisión final surgió porque eran los profesionales que necesitaba el equipo.

¿Estuvo cerca la llegada de Gustavo Barrera?

Sí, de hecho la consideramos. Simplemente no se llegó a concretar por un arreglo económico.

En la Liga Sudamericana, ¿Trouville tiene algún rival a vencer para pensar en la clasificación a la siguiente fase?

Todos. Vamos a ver hasta dónde podemos competir y hasta cuándo nos dejan. Así como podemos quedarnos con los triunfos en cualquiera de los juegos, también se puede dar una derrota. Queremos ir a Brasil a ganar, no se me pasa otra cosa por la cabeza, pero antes es fundamental conectarnos deportiva, defensiva y mentalmente.

Suscripciones a Zona Naranja

Para recibir la revista todas las semanas, contáctese a través del 2203 30 61 o el 2209 78 46. Abonando $220, los viernes llegará “el semanario que el básquetbol esperaba” a donde usted decida (en Montevideo o el resto de los 18 departamentos).

@MathiRosello

No hay comentarios:

Publicar un comentario