viernes, 13 de noviembre de 2015

Una baja sensible


Marcos Delía se perdió dos de las tres jornadas de la Liga Sudamericana de Basketball debido a una contusión y no solo lo sufrió su equipo (Obras Sanitarias), también lo hicieron los aficionados, quienes se perdieron la posibilidad de observar a un jugador de selección en el rectángulo de juego.


De todas maneras, más allá de su ausencia, estuvo permanentemente con sus compañeros en el banco de suplentes. “Recibí un golpe duro que me produjo un problemita y me tocó ver la serie desde afuera”, contó con cierta sensación de decepción.

Afortunadamente nunca estuve mucho tiempo fuera de las canchas por lesión, así que lo principal era estar tranquilo, apoyando a full a los compañeros, mentalizado en el regreso”, agregó el oriundo de Saladillo, Provincia de Buenos Aires.

Se espera una evolución en las próximas horas para que se reintegre con normalidad a la actividad del tachero en la República Argentina.

Una visión analítica

Para quien fue campeón sudamericano y clasificó a los Juegos Olímpicos de Río de Janeiro en el último Preolímpico disputado en México, los resultados de las semifinales en general no le causaron una sorpresa. De hecho, le tiró un mimo al conjunto que orienta Pablo López. “El básquetbol se emparejó muchísimo en Sudamérica. Bruno (Fitipaldo) siempre me cuenta que en Uruguay hay muy buenos equipos, quizás con un alto poderío económico, y excelentes jugadores, lo que permite elevar un poco las chances, entonces no es sorprendente que clubes como Malvín terminen peleando cosas importantes”, señaló el pivot.

El Fiti y su aporte

En junio del año pasado, el exbase playero (Fitipaldo) cruzó hacia la vecina orilla para vincularse a los aurinegros. Es más, llegó casi al mismo tiempo que Delía. “Me llevo de primera con él. Es una gran persona y para mí es lo que más importa”, reconoció.

Como dato anecdótico, el compatriota ya dejó su sello en el plantel. “Un detalle que no pasamos por alto, fue que cambió el mate (es un poquito más grande, con una bombilla diferente). Varios le siguieron la onda”, comentó entre risas.

Pero a nivel basquetbolístico, que es lo que importa, el ex Boca Juniors expresó: “Dentro de la cancha, puede generar un desastre en cualquier equipo porque estando al 100% sabe penetrar, puede tirar muy bien y pasar la pelota en los momentos justos”.


@MathiRosello

No hay comentarios:

Publicar un comentario